Apolo es el dios del sol y la luz, la música y la poesía, la curación y la plaga, la profecía y el conocimiento, el orden y la belleza, el tiro con arco y la agricultura, y es ampliamente conocido en la mitología griega. El ideal griego de Kalokagathia es la personificación de la armonía, la razón y la templanza, una fusión perfecta de superioridad física y virtud moral.

Deidad compleja que aparece en el arte y la literatura posiblemente con tanta frecuencia como propio dios Zeus, Apolo es el dios más importante que aparece con el mismo nombre y misma forma en varias mitologías (griega y romana).

Aunque su naturaleza original es oscura, desde la época de Homero era el dios de la distancia divina, que enviaba o amenazaba desde lejos; el dios que hacía a los hombres conscientes de su propia culpa y los purificaba de ella; que presidía la ley religiosa y las constituciones de las ciudades; y que comunicaba a los seres mortales, a través de profetas y oráculos, su conocimiento del futuro y la voluntad de su padre, Zeus (romano: Júpiter). Incluso los dioses le temían, y sólo su padre y su madre, Leto (romana: Latona), podían soportar fácilmente su presencia. También era un dios considerado como representante de las cosechas y los rebaños, sobre todo como baluarte divino contra los animales salvajes y las enfermedades, como indica su epíteto griego Alexikakos (Aversor del mal). Su nombre de pila, Febo, significa «brillante» o «puro», y se extendió la opinión de que estaba relacionado con el Sol. Véase Helios.

¿Cómo se suele representar a Apolo?

Apolo era representado como un joven apuesto y atlético con el pelo rizado. Normalmente llevaba una corona de laurel en la cabeza en honor a su amor por Dafne. Casi siempre se le dibuja con un arco y una flecha en los cuadros. Cuando viajaba, Apolo montaba un carro tirado por cisnes.

¿Qué poderes y habilidades especiales tenía?

Como todos los dioses del Olimpo, Apolo era un dios inmortal y poderoso. Tenía muchos poderes especiales, como la capacidad de ver el futuro y el poder sobre la luz. También podía curar a la gente o provocar enfermedades y dolencias. En la batalla, Apolo era letal con el arco y la flecha.

Nacimiento de Apolo

Cuando la diosa titán Leto quedó embarazada de Zeus, la esposa de éste, Hera, se enfadó mucho. Hera lanzó una maldición sobre Leto que le impedía tener a sus bebés (estaba embarazada de gemelos) en cualquier lugar de la tierra. Leto acabó encontrando la isla flotante secreta de Delos, donde tuvo a los gemelos Artemisa y Apolo. Para mantener a Apolo a salvo de Hera, se le alimentó con néctar y ambrosía después de nacer. Esto le ayudó a crecer hasta convertirse en un dios de tamaño natural en un día. Apolo no se anduvo con chiquitas una vez que creció. Sólo unos días después luchó contra un dragón llamado Pitón en Delfos. Hera ha enviado al dragón a cazar y matar a Leto y sus hijos. Apolo mató al dragón con una flecha mágica obtenida de Hefesto, el dios de los herreros.

El Oráculo de Delfos

Tras derrotar a la Pitón, Apolo se convirtió en el dios patrón de la ciudad de Delfos. Como era el dios de la profecía, estableció el Oráculo de Delfos para decir el futuro a sus seguidores. La gente del mundo griego viajaba largas distancias para visitar Delfos y escuchar su futuro del oráculo. El oráculo también desempeñó un papel importante en muchas obras de teatro e historias sobre los dioses y héroes griegos.

La guerra de Troya

Durante la guerra de Troya, Apolo luchó del lado de Troya. En un momento dado, envió flechas enfermas al campamento griego haciendo que muchos de los soldados griegos enfermaran y se debilitaran. Más tarde, después de que el héroe griego Aquiles derrotara al troyano Héctor, Apolo guió la flecha que hirió a Aquiles en el talón y lo mató.

Representación y simbolismo

Sin embargo, con el tiempo, evolucionó hasta convertirse en un dios polifacético adorado en toda Grecia como el desnudo masculino clásico perfectamente desarrollado, el kouros. Sin barba y de complexión atlética, a menudo se le representa con una corona de laurel en la cabeza y un arco y una flecha o una lira y un plectro en las manos. El trípode de sacrificio -que representa sus poderes proféticos- era otro atributo común de Apolo, al igual que algunos animales vinculados al dios en diversos mitos: lobo, delfín, pitón, ratón, ciervo, cisne.

Entre los otros epítetos griegos de Apolo estaba Nomios (pastor), y se dice que sirvió al rey Admetus de Pherae en las humildes funciones de mozo de cuadra y pastor como penitencia por haber matado a los cíclopes, los armadores de Zeus. También se le llamaba Lyceius, presumiblemente porque protegía a los rebaños de los lobos; como los pastores y los pastores amenizaban las horas con música, los estudiosos han argumentado que éste era el papel original de Apolo. En el arte, Apolo era representado como un joven imberbe, desnudo o con túnica. La distancia, la muerte, el terror y el temor se resumían en su arco simbólico. Sin embargo, su otro atributo, la lira, mostraba un lado más amable de su naturaleza, que proclamaba la alegría de la comunión con el Olimpo (el hogar de los dioses) a través de la música, la poesía y la danza.

Sobre el dios griego Apolo

Apolo y Poseidón intentaron una vez derrocar a Zeus. Como castigo, fueron obligados a trabajar para los mortales durante un tiempo. Durante este tiempo construyeron murallas enTroya.

Aunque Apolo era el más helénico de todos los dioses, derivaba sobre todo de un tipo de dios que se originó en Anatolia y se extendió a Egipto a través de Siria y Palestina. Según la tradición, Apolo y su gemela, Artemisa, nacieron en la isla de Delos. Desde allí, Apolo se dirigió a Pytho, donde mató a Pitón, el dragón que vigilaba la zona.

Para saber más sobre el dios mitológico griego Apolo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.