Como concepto debemos de señalar que el marketing digital es el conjunto de estrategias que se realizan para promocionar un servicio, una marca o un objeto. En este caso, poco tiene que ver con el marketing tradicional, ya que se usa gracias a canales y métodos que nos permiten ver el alcance y los resultados a tiempo real y con mucha exactitud gracias a numerosas herramientas. 

El marketing digital, es sin duda una forma de llegar al público en constante renovación. En este caso el marketing online, va a fomentar acciones y estrategias concretas para cada producto y en función del cliente. La aparición de las redes sociales, sin ir más lejos han supuesto un antes y un después en este sector. No es hasta este momento, que las empresas tienen una relación directa, incluso la fomentan con los usuarios, teniendo en su mano, poder llegar a un determinado usuario con el objeto o producto que le es necesario o incluso que ha buscado ya o por el que muestra interés. Desde luego que esta forma de contacto, ha sido revolucionaria, para poder personalizar cualquier tipo de campaña de marketing. Desde que una marca sube una foto, permite que los usuarios, puedan plasmar sus dudas o bien sus impresiones, nada ha sido igual. Muchas marcas con las que hemos consultado, nos confirmaban que antes de sacar un producto a tienda, simplemente con subir una foto, consiguen saber si va a tener mucha aceptación o no. Además del ahorro que les ha supuesto, gracias a no tener que contratar cuñas publicitarias en medios tan comunes como la televisión o la radio, o incluso que en una marquesina…siendo esta forma de marketing, técnicas ya en desuso, por lo tedioso que le resulta a los clientes. 

Este mundo se inició, gracias a que webs muy relevantes comenzaron a poner publicidad en ellas en forma de banners, lo que gracias a los clics pudo ir mostrando el interés del cliente por cada anuncio, y poder fomentar más anuncios en relación a los servicios que más clics se llevaban, tal vez fue así como nació la publicidad por interés o bien el marketing llamado inbound, un marketing a medida del consumidor y no anuncios que llegaban a diferentes perfiles sin tener en cuenta a quién llegaban y si le interesaban o no. Es con el tiempo, cuando a cada usuario que ha mostrado interés en determinadas marcas o productos, se les empieza a buzonear de forma online. 

Hoy en día, si una empresa no invierte en marketing online (habitualmente a través de una agencia de marketing) no va a tener ningún tipo de opción de crecimiento. Nuestra sociedad ha nacido y crece gracias al marketing digital, lo entendemos como algo normal y sin duda nos gusta más que si nos bombardean con anuncios, de mil y un productos indiscriminadamente.  Además del ahorro que supone este tipo de anuncio frente a otro tipo de campañas.  

Es necesario saber qué tipo de clientes son a los que queremos llegar y cómo queremos hacernos conocer, cuáles son sus intereses y qué les generamos como marca, para poder centrar nuestra campaña lo más posible y que el alcance se traduzca en nuevos clientes. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.